Fandom

Wiki Errantes

Portadores

1.451páginas en
el wiki}}
Crear una página
Comentarios0 Compartir

¡Interferencia de bloqueo de anuncios detectada!


Wikia es un sitio libre de uso que hace dinero de la publicidad. Contamos con una experiencia modificada para los visitantes que utilizan el bloqueo de anuncios

Wikia no es accesible si se han hecho aún más modificaciones. Si se quita el bloqueador de anuncios personalizado, la página cargará como se esperaba.

Los Portadores fueron asignados por Elune para acabar con el Mal que devora el Mundo.

Lágrimas de YseraEditar

En la biblioteca de Forjaz apareció un libro con un solo dueño y lector. No era el unico que aparecía asi sin mas. Dias antes el rey Magni recibio un libro incomprensible para los eruditos de la corte y que tan solo él podia entender.

Lagrimas de Ysera.png

Lágrimas de Ysera. Biblioteca de Forjaz

Este volumen narra la historia de Ysera cuando perdió a su hermano Neltharion en el Pozo de la Eternidad. Ya no volvería a visitarla al sueño, ya no volveria a volar bajo tierra con él. La corrupcion le había invadido. El equilibrio se habia roto, habia perdido a su hermano y estaba desolada. Su llanto conmovió a la diosa Luna que la observaba en la Poza. Sus siete lágrimas bastaban para acabar con ese Mal. Convertidas en duendes Dardos y unidos a siete heroes desterrarian a los Antiguos de Azeroth. A los pocos dias, siete huevos de duende Dardo aparecieron en la Poza donde Ysera habia derramado sus lágrimas y esperaban ser entregados a sus Portadores para cumplir su Destino. Elune entregó a la dragona verde siete visiones, en cada una de ellas se podia ver al Portador con su dardo desterrando el Mal de Azeroth. Para unirlos Ysera buscó entre los mejores en el Mundo de los Despiertos y encomendó esta labor a un grupo de elfos, los llamó los Guardianes de la Naturaleza. En la vieja ciudad costera de Auberdine el elfo Thundris Tejevientos se encargaba de dirigir las operaciones de este grupo que poco a poco fue reclutado para llevar a cabo una gran tarea. Proteger a los Portadores y a sus Dardos a lo largo del camino, pero para eso primero habia que traerlos del sueño y entregarselos sin que fueran conscientes de lo que ello significaba o su pureza seria quebrantada.

7 Duendes Dardos para 7 PortadoresEditar

Duende dardo.jpg

Cuando las proles fueran entregadas a sus légitimos dueños eclosionarían y juntos recorreria todo Azeroth en busca de la corrupción. Las acciones de los Guardianes de la Naturaleza, a pesar de contar con un gran enemigo, consiguieron traer las proles del sueño Esmeralda y unieron los dardos a sus Portadores.

Los dardos absorverían la magía de los Antiguos que invade Azeroth para atraparla bajo la puerta que yace en el Bosque Susurrante. Pero nada de esto fue mencionado a  los Portadores hasta el Aviso de la Diosa.

Cada Portador tiene una mision especifica; y entre todos ellos conseguiran expulsar a la magia oscura primigenia que devora este mundo desde el mismo principio recordado. Cada Portador será uno con su Dardo, recorrerá cada rincón de Azeroth paliando la corrupción y derrotando cualquier vestigio o imagen de Antiguos Dioses. Juntos saldran airosos de cualquier enfrentamiento contra el Mismo Mal.

Ner, Ishanir, III Corazon Negro, Korek, Tubkal, Ylienel, Zeeode

Cargando a los Dardos Editar

Cuando se abrieron las puertas de Ahn'Qiraj los Portadores fueron enviados a lo mas profundo de aquellas cavernas, alli se enfrentarian al mismisimo Mal, la imagen de C'thun.

Siguiendo los vestigios de la guerra de la Araña descubrieron que incluso la Muerte puede morir. El alma atormentada en hielo se habia corrompido. En las cavernas bajo el reposo del Dragon el canto Nerubiano fue escuchado.

En la torre del mago una Sombra recorria desde los cimientos hasta la mas alta de las torres. Un acertijo laberintico fue solucionado mas pronto habria que volver a por la sombra que recorria las instancias y los bajos fondos.

En la fuente del sol una alma pura fue rescatada.

En Ulduar la corrupcion trajo medidas drasticas. Alli descubrieron que una vez mas la tumba que habian planeado los titanes se habian vuelto contra ellos mismos.

Con la llegada del Cataclismo todo cambió. Auberdine fue destruido y muchos guardianes de la Naturaleza muerieron alli. La prioridad fue destruir al corrupto Neltharion, haciendose llamar Alamuerte... Y fue en la Voragine donde los Aspectos entregaron su don para salvaguardar la Vida en Azeroth. Junto con los Portadores, los dardos absorvieron todo el mal que Neltharion habia acumulado a lo largo de todos estos años. Esta accion desencadenó el aviso de la Diosa. Era el momento de enviar de vuelta al abismo a todo aquel Mal.

Sin la contencion de los Aspectos, los Primigenios serian mas poderosos, perder a Neltharion les beneficiaba y ya lo sabian... desde que el Pozo de la Eternidad se corrompió... Solo tenían que esperar...

El Aviso de la Diosa Luna Editar

Todos los Portadores regresaron a sus hogares y a sus aventuras, cuando de pronto recibieron el mensaje de la mismisima Ellune:

-Purificar la tierra y sellar la brecha-

Algunos recorrieron un camino de espinas para llegar a cumplir su tarea, otros sin embargo ya sabian que debian hacer pues el tiempo pronto se corromperia.

Sin la contencion de los Aspectos los Primigenios aumentaban su Poder cada dia. Y ahora que los Portadores eran conscientes de su labor y tarea podrian ser rastreados por sus enemigos. El objetivo de los Antiguos ahora era claro: los Portadores y sus Dardos.

Foco de oscuridad Editar

Circulo feerico.jpg
Cuando el primer hijo de gnoma atravesó el lago del Sueño Esmeralda en el que se encontraba el Foco de Oscuridad, Ysera anunció su posicion al resto de Portadores.

En el Bosque Susurrante aconteció la purificacion y el destierro. Alli los Dardos se unirian en un Circulo Feerico y cumplirian con su Destino. Cinco Portadores entraron en el circulo para restablecer el orden. Tan solo el escriba y el primer hijo de gnoma permanecieron fuera de la tierra corrompida. Cuando el ritual llegó a su maximo esplendor una Fuerza sideral desterró a los Dardos.

Con los Dardos desaparecidos era cuestion de tiempo que los Portadores sucumbieran a sus enemigos.

El escriba fue protegido por la piedra mas pura dejandolo petrificado junto a su rey. El primer hijo de gnoma fue transportado por el Poder de la Puerta de Mundos a otro planeta de fuego y Azufre, tal y como los magos del Escuadron Violeta habian visionado.

Los Guardianes de la Naturaleza enviaron a los Portadores a las tierras de la Bruma donde las aguas son puras y el conocimiento ancestral, era la unica solucion viable. Purificar a los Portadores para arrancarlos de las garras de los Primigenios. Si conseguian renacer de la Obscuridad podrian recuperar a los Dardos, de lo contrario todo habria acabado.

Primigenios.jpg

Renacer Editar

Cuando llegaron a las tierras de la Niebla las fuerzas del mal estaban esperando.

Los Mantides capturaron a tres de ellos y renacidos del ambar sirvieron a los Primigenios. El principe Negro en busca de Poder convenció a dos para controlar la sombra Primigenia que pronto recorreria su cuerpo, pero solo consiguieron la creacion de las aberraciones que contaminarian la pureza de la isla. Todos sucumbieron ante el Mal, convertidos en Heraldos de los Antiguos casi acaban con todo cuanto es preciado, con todo lo que implica la vida, con todo lo que implica el amor.

Un eremita visionó la catastrofe que se cernia sobre su tierra y sus gentes. Condujo a los Guardianes por sendas reconditas de la sabiduria pandarem para evitar la desgracia.Fue necesaria la Mano de Elune y el Poder de una perla gemela para sacarlos de la terrible soledad mas oscura. Si no conseguían ver el rayo de Luna quedarian atrapados para siempre en las Manos de los Antiguos.

Pero en las noches mas oscuras la Luna ilumina nuestro camino para recordarnos quienes somos.

Cada uno de ellos pudo ver un halo de claridad desde la terrible soledad en la que se encontraban. Gracias al libre albedrio de la mano de Sorrow, recuperaron la memoria y quedaron libres de las garras de los Primigenios. Pero un profundo pesar quedó en sus corazones, para poder soportar la carga que ello suponía debian recomponer sus almas. Y asi en una neblina que los suspendia en el tiempo y en el espacio se reunieron con sus dardos para llegar a ser uno. Dardo y Portador unidos a traves de fuertes vinculos astrales. Cuando regresaron a la tierra de la Bruma que los habia convertido en Heraldos de los Antiguos debian recomponer su interior y volvieron al lugar que siempre les conectó con su esencia interior.

Recuperando a los Dardos Editar

El Guardian Feérico ha de ser convocado

En los albores del Final de Draenor una luz puede ser encendida, una luz puede alumbrar la vida. En este contienete la vida transcurre sin la Sombra Primigenia, por este motivo, es el lugar donde habita y permanece oculto el Guardian Feérico.

Todos los Portadores han sobrevivido al yugo Antiguo y han sido capaces de contemplar la Luz de Luna en la oscuridad... sin embargo... Esta ya los conoce, los reclama y los perseguirá hasta el fin de sus dias. Tras su despertar, fuera de las garras de los Antiguos, podrán recuperar a los Dardos.

Es necesario que todos y cada uno de ellos esten preparados para ascender por la Torre del Duende, habitada y custodiada por misticos procedentes de Argus. A diferencia de otros draenneis, ellos han permanecido fieles a sus creencias y cultos. Forman un pequeño poblado alrededor de una torre sobre una colina.

https://www.youtube.com/watch?v=VOpxcD-pqTA&index=15&list=PLO0kyVRC-HxuOFUkH-NvFg7Ngjcb2jqfm

Spotlights de otros wikis

Wiki al azar